domingo, 4 de abril de 2010

Las miradas de Lola.


Hay Lola, Lola… bonita Lola. ¡Cuánto te echo de menos!.
La nuestra fue, en principio, una relación que tú no parecías querer. Yo te miraba, me mirabas tú, y nada nos decíamos. Pero aquella mañana, cuando nos encontramos frente a frente, no pude evitar echarte un piropo…
-"Lola bonita, ven que te doy un cariño"
Me miraste con tus negros y grandes ojos de largas pestañas. Era una mirada tranquila, sosegada, placentera incluso. Con interés, pero sin mover un solo músculo. De tu boca solamente salió la pequeña nube que formó tu cálido aliento. Seguí mi camino mañanero con la cara vuelta hacia ti. También tu me seguiste con la mirada.
Otro día, otro paseo y siempre por tu parte la misma actitud. Yo por la mía, siempre el mismo piropo…
-"Lola bonita ven que te doy un cariño"
Hoy he cambiado la estrategia; al bajar por la cuesta, del manzano que está junto a la escalera, he cogido un rico fruto. Es la más grande de todas, y su tono grisáceo verdoso dice bien a las claras que es una reineta. Te la ofrecí junto con mi piropo…
-"Lola bonita ven que te doy un cariño"
-" Lola bonita, mira lo que te traigo"
Ni siquiera te acercaste. Te arroje el fruto. Esperé unos minutos por ver si lo recogías. No lo hiciste y yo proseguí mi camino apenado. Pero, cuando volví la cara, ¡habías mordido ya la manzana!
Desde este día, tu actitud ha cambiado. Ya vienes cuando te llamo. Indecisa al principio, confiada con el correr de las semanas. Yo te doy tu premio; un zoquete de pan, una manzana, una zanahoria…
Tus largas orejas me dicen de tu estado de ánimo y cuando te acercas a mí con ellas casi horizontales, ya sé lo que buscas. Apoyas tu cabeza en mi hombro, descansándola. Yo introduzco mi mano y te rasco, primero una oreja, luego la otra.
¡Que buenos amigos nos hemos hecho!
Lola bonita. ¡Cuánto te echo de menos!. Y eso que me dijo Silverio: "La tengo para el puerto".
Allí el pasto es verde y fresco, y cuando acabe el verano, volverás, y tal vez… con tu cría, tu burro pequeño.

Fin.



No hay comentarios: