lunes, 14 de junio de 2010

¿Cual es el origen de la Papaya?

La primera mención escrita que se tiene de la papaya es en la "Historia Natural y General de las Indias" de Oviedo, quien alrededor del año 1535, en una carta a su Soberano, le decía haberla visto creciendo en el sur de México y Centroamérica. Alonso de Valverde, dice Oviedo, llevó semillas a lo que es hoy Panamá y República Dominicana, donde los nativos de esos lugares la denominaban papaya. En los primeros tiempos de la conquista se distribuyó rápidamente por todas las Antillas y Sudamérica. A finales del siglo XIV y a principios del siglo XV el cultivo se difundió en Filipinas, Malasia, Sur de China, Ceilán y Hawaii, por navegantes españoles y portugueses.
La papaya contiene azúcar, papaína, que mejora la digestión de la carne, y al añadirla a los platos puede ablandar los alimentos. pectinas, resinas, ácidos orgánicos, vitaminas A, (Retinol); B1, B2 y C y aceite esencial de fosfolípidos.
Útil en problemas de la piel, del corazón y del hígado y también para eliminar parásitos intestinales. El jugo puede quitar las manchas de la piel.
Leyenda de las lágrimas de oro.

Cuenta la leyenda que en tiempos de conquista, un capitán español prisionero de los indios se enamoró perdidamente de la hija del jefe de la tribu de quien se había hecho amigo.

El capitán fue a pedir la mano de su querida a su amigo el jefe. Su hija estaba de acuerdo y pusieron fecha de matrimonio. Un día iba la pareja de enamorados conversando por el Rio Elqui, cuando apareció un indio enamorado de la india. En un ataque de celos toma un mazo y parte el cráneo del capitán. La joven india rompió en lamentos y abundantes lágrimas, abrazada al capitán. Levanta la mirada y ve al asesino perplejo. La india parte a buscar venganza para su amado y el indio le da un mazazo quedando los dos cuerpos a un lado del río Elqui.
Se hace una ceremonia de duelo indígena en donde despiden a la pareja de enamorados. Pasa el tiempo y en el lugar de la muerte de los enamorados, crece una plantita, que con el pasar de los meses, se trasforma en un árbol que tiene un fruto con forma de lágrima. Y cuando maduró era amarillo como el oro. Este fruto se multiplicó tanto como el amor de esta pareja y es la que hoy se conoce como Papaya.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

I’m not that much of a online reader to be honest but your blogs
really nice, keep it up! I'll go ahead and bookmark your website to come back later on. Cheers
Feel free to visit my site : insomnia

Anónimo dijo...


Your style is unique compared to other folks I have read stuff from. Many thanks for posting when you've got the opportunity, Guess I will just bookmark this web site.