sábado, 13 de noviembre de 2010

Cinema Paradiso.

A veces, a las televisiones les da por poner películas realmente buenas. Esta fue merecedora de galardones, que normalmente a mi no impresionan; no me fijo en ellos a la hora de ver cine. Luego, me gusta o no, y les coloco mis propias etiquetas. La etiqueta que le colocaría a Cinema Paradiso es sencilla; me ha emocionado profundamente.

He encontrado este video, el final de la película, el regalo que Alfredo le hace a Totó y que no podía ser mejor. Tal vez a aquél que no vio la cinta, no le diga nada, le recomiendo que la vea.

4 comentarios:

lemaki dijo...

"la historia de un respetado director de cine (Salvatore, interpretado por Jacques Perrin) que vuelve a su antiguo pueblo siciliano para acudir al funeral de su viejo amigo Alfredo (interpretado por Philipe Noiret), el antiguo proyeccionista del cine Nuevo Cinema Paradiso y también artífice de su pasión por el cine en su infancia y juventud. La película constituye un retrato sentimental de la Italia de la posguerra y una declaración de amor al cine".

Si la vi, pero hace mucho tiempo. Realmente el vídeo es muy emotivo, se percibe claramente la cara de emoción de Salvatore, mientras ve las escenas de amor en el cine...

(no habrás puesto esta película por el amigo Alfredo, verdad?? intentando cantar/contar esas emociones ocultas que todos guardamos...).

saludos.

rubo dijo...

Aquellos viejos cines nunca volverán, el "progreso" se los tragó todos. ¡Qué distinto era el Gijón de aquellas sesiones en las tardes del domingo, en el "María Cristina", el "Robledo", el "Arango", el "Albéniz", los más modernos "Hollywood"... Ahora tenemos los multicines del San Agustín, los del Yelmo y para de contar. Qué triste es ir a una sala encerrada dentro de un Centro Comercial, como si fuese una tienda más pero en este caso tienda de ilusiones...
Saludos.

Alfredo dijo...

lemaki.
He puesto el video por varias razones; a) ya he dicho que me causó una gran emoción. b) Esa época de posguerra la viví yo de niño- nací en el 44- y España era más o menos igual que Italia. c) Mi suegro, que en paz descanse, daba funciones de cine por los pueblos. d) Alfredo, al igual que los demás personajes, tienen algo que se ha perdido en gran medida y que resumiría como... la inocencia. d) El cura, a pesar de todo, comprende que la censura ha terminado y la acepta. e) Es una película de amor, toda ella, a pesar de que Totó no consiguiera encontrarlo de nuevo. f) El mejor regalo que Alfredo le podía hacer al niño, eran aquellos trozos censurados por el pater, que en su día le prometió, y se palpa la emoción.
Podía haber puesto cualquier otro video, pero el final, aunque todo el film lo es, es el homenaje a todo el mundo del cine.
salu2.

Alfredo dijo...

rubo.
De los últimos cines, no conozco ninguno. En una de las primeras entradas que hice en este blog, enumeré los cines que yo conocí y, de todos ellos guardo un grato recuerdo. Los cines de mis tiempos eran, como en esta película, entrañables.
Salu2.