domingo, 31 de octubre de 2010

Harold Clayton Lloyd.



Harold Lloyd forma junto con Chaplin y Keaton el trío de grandes cómicos del cine mudo. Fue llamado el "Rey de la Comedia de Suspense", siendo el actor más taquillero y mejor pagado durante toda la década de los veinte y el mismo Chaplin llegó a felicitarlo por " El Mimado de la Abuelita".

Entre 1913 y 1947 actuó en 208 películas, recibiendo el Óscar (1953) honorífico por su aportación al mundo del cine y por ser "buen ciudadano". Indirecta a Chaplin, que era investigado en aquellos días por McCarthy.
Como otros actores de mudo, Lloyd continuó trabajando cuando llegó el sonoro, pero los éxitos de taquilla bajaron bastante.

Zangandungo, ga.

(De zángano, con infl. de gandumbas).
1. m. y f. coloq. Persona inhábil, desmañada, holgazana.

El significado de esta palabra parece bastante claro, pero me ha llamado la atención la influencia esa que menciona de gandumbas. Creía yo que sería algo similar, pero como dijo el otro, hete aquí, que buscando este nuevo vocablo me encuentro con algo que no sabía. Yo conocía, testículos, huevos, cojones -con perdón-, bolas, pelotas y hasta gónadas pero gandumbas, ni de coña. La resalto en negrilla para que no se me olvide.

Gandumbas.
1. adj. coloq. Haragán, dejado, apático.
2. f. pl. testículos.

sábado, 30 de octubre de 2010

Dos genios en acción.



Seguramente si arriba no pusiera los nombres de los artistas, más de uno no los reconocería. A mi, que me gusta especialmente Buster Keaton - lo he dicho en varias ocasiones - me costó un rato. Aquí Keaton logra ponerme nervioso con las dichosas partituras, cosa que también me sucede cuando veo algunos temas de Harold Lloyd y que traeré otro día.

Pureza de sangre o cristiano viejo.


Conozco bastante bien el monasterio de Santo Tomás de Ávila, y aunque mi memoria es flaca sé que por allí debía de estar enterrado un tal Torquemada. Digo debía, por la sencilla razón de que los franceses, aquellos que se llevaron la reja de plata del Túmulo de Don Juan, parecen ser también - nunca se sabe y los descontentos con él eran bastantes - los que desperdigaron sus cenizas. Si alguien se da una vuelta por allí, el guía le enseñará desde la sillería del coro, hasta el retablo del altar mayor, desde el claustro a los museos, pero ni una sola palabra sobre Torquemada.

Mucho se ha escrito sobre este hombre, uno de los confesores de Isabel de Castilla, primer Inquisidor General del Santo Oficio y probable autor de la orden firmada por los Reyes Católicos para la expulsión de los judíos de España.

Tomás de Torquemada era simplemente bachiller en Teología - poca cosa parece para aquel que se atreve a poner a la firma tal documento- y al parecer descendía de cristianos nuevos. Esto tiene su importancia, entiendo yo, pues soy del parecer que algunos de los que combaten con ardor una causa, suelen haber estado primero a favor, o reniegan de lo que sus ancestros fueron.

A Hitler también se le anduvo buscando la sangre judía - se hablaba de un Rothschild y no recuerdo si por fin se la encontraron - ese, entre otros, parece ser el motivo de su odio y el rollo aquél de la pureza de sangre.

Por culpa de este hombre, Torquemada, que murió de viejo y sin arrepentirse de haber quemado herejes - 3000 más o menos, aparte de las torturas, encarcelamientos, requisas y hasta el aplastamiento de los Turolenses levantados en armas contra el Santo Oficio - aun nos reconocen por esa famosa "leyenda negra", que fue negra pero no leyenda. Nosotros, los españoles, hemos cargado con ese san Benito y no hace mucho, un norteamericano lo comentaba en la TV. No recordaba, o no sabía este buen hombre, que en la noche de san Bartolomé, en Francia, murieron más protestantes que en trecientos años de inquisición en este país. O que los alemanes quemaron brujas a montón.

Fray Tomás consiguió del Papa Alejandro VI una bula para que en el monasterio rigieran estatutos de limpieza de sangre, quedando los conversos, tanto descendientes de moros o judíos, excluidos de las ordenes religiosas, cosa que para si no regía.

Los estatutos surgían en instituciones religiosas o universitarias, de forma particular. Era una forma de racismo y como tal excluyente, que comenzó con los judíos y moriscos, para finalizar con protestantes y todos aquellos que hubieran sido procesados por la inquisición.

Tampoco para el rey Católico, descendiente de judíos, regía la norma, que pasó a ser legal en todo el reino a partir de las dos pragmáticas en el año 1501, por las cuales ningún reconciliado por delito de herejía, ningún hijo ni nieto de quemado hasta la segunda generación pudiese tener oficio de Consejero real, oidor, secretario, alcalde, alguacil, mayordomo, contador mayor, tesorero, ni ningún otro cargo, sin especial permiso de la corona.

Miguel de Cervantes que al parecer era converso o cristiano nuevo, no dejó de reflejar, con mucho miramiento, por si las moscas, su desazón con este tema, poniendo en boca del en este caso presuntuoso Sancho; "Sea por Dios - dijo Sancho -; que yo cristiano viejo soy, y para ser conde esto me basta. Y aun te sobra - dijo don Quijote" (Parte I, cap. 21).

viernes, 29 de octubre de 2010

La memoria de los peces.



He oído decir a los pescadores, que los peces apenas tienen memoria unas décimas de segundo. Ese es el motivo de que a menudo repitan la picada, si el pesquin no ha sido lo suficientemente hábil. Los que pican o enredan con mi anzuelo, deben de ser más inteligentes y con capacidad memorable para el recuerdo; llevo quince días desde las tres a las ocho a la vera de la mar con la caña en ristre, y apenas han caído un par de piezas.

Mi hermano, que es el entendido, dice que hay que tener paciencia, pero a mi se me está empezando a agotar. Un día, que hay mar de fondo, otro aire, al siguiente que hay mucho personal y que no tenemos buen sitio, otros que no pican... si no fuera por la gente maja que encuentras, las aventuras que cuentan y que el tiempo ha acompañado, me dedicaría a lo mío que lo tengo un tanto abandonado.

Después de todo, ya voy aprendiendo a lanzar, encarnar y hacer nudos, aunque esto tampoco es lo mío, quizá haya empezado tarde y tenga los reflejos adormilados. Pero voy a seguir insistiendo hasta que cobre una pieza digna. Entonces le haré una foto y la colocaré aquí para demostrar que nunca es tarde, si la dicha es buena.

Cézanne, Paul



Pintor francés nacido en 1839 y fallecido en 1906. Tuvo gran influencia sobre los pintores de su tiempo, sobre todo en los llamados impresionistas. Pintó retratos, paisajes provenzales y naturalezas muertas. Entre sus cuadros destacan; Las Grandes Bañadoras, El hombre de la pipa y Los jugadores de cartas.

Snub Pollard




Harold Fraser o Snub Pollard  nació en Melbourne, Australia, el 9 de noviembre de 1889 y falleció en Burbank, California, el 19 de enero de 1962, cómico del cine mudo y sonoro.

 En 1911 comenzó sus apariciones en el cine, como uno de los policías de la Keystone, trabajó como actor secundario de Harold Lloyd y lo acompañó a en algunas de sus películas en la primera mitad de la década de 1920.

En Es un obsequio rodada en 1923, Pollard caracteriza a un inventor, que entre otras cosas maneja un auto propulsado por un imán y que vemos en el video.
Aunque trabajó prácticamente hasta su muerte en 1962, la llegada del cine sonoro llevó a Pollard a papeles menores en películas diversas.

jueves, 28 de octubre de 2010

Candongo, ga.



1. adj. coloq. Zalamero y astuto.
2. adj. coloq. Que tiene maña para huir del trabajo.
3. f. coloq. Dicho o hecho con que se pretende desorientar a alguien para que no advierta el engaño de que va a ser objeto.
4. f. coloq. Chasco o burla que se hace a alguien de palabra con apodos o chanzas continuadas.
5. f. coloq. Mula de tiro.
6. f. Mar. Vela triangular que algunas embarcaciones latinas largan en el palo de mesana para capear el temporal.
7. f. u. c. m. diablo (príncipe de los ángeles rebelados). EL candonga
8. f. pl. Col. Pendientes, arracadas.

No se puede decir de esta palabra que está fuera de uso, al contrario. Lo que me llama la atención, es la cantidad de significados que se le pueden dar al vocablo. Hay cantidad de cosas a las que se puede conocer con distintos nombres, por ejemplo; Burro; asno pollino, jumento, rucio, onagro, borrico... y todos sabemos de que se habla.

Con esta palabra puede suceder que por tratar de agradar, le digamos a alguien que es un zalamero, y él piense que lo llamas mula de tiro. Todo depende del contesto, ya lo sé, pero puede suceder.

martes, 26 de octubre de 2010

Chaplin.



Actor, director, escritor, productor y compositor ganador del Óscar de Hollywood por "El circo"

«Lo lamento, pero yo no quiero ser un emperador, ése no es mi negocio, no quiero gobernar o conquistar a alguien. Me gustaría ayudar a todos si fuera posible: a los judíos y a los gentiles, a los negros y a los blancos. Todos deberíamos querer ayudarnos, así son los seres humanos. Queremos vivir con la felicidad del otro, no con su angustia. No queremos odiarnos y despreciarnos. En este mundo hay sitio para todos, y la tierra es rica y puede proveer a todos. El camino de la vida podría ser libre y hermoso...»


Discurso final del barbero hebreo/Chaplin en El gran dictador (1940).

Vulpeja.


(Del lat. vulpecŭla).

1. f. zorra (mamífero cánido).

Zorro/a o raposo/a son los nombres más comunes de éste cánido de larga y poblada cola. Vulpeja no recuerdo haberlo oído, y observareis que no tiene masculino. No existe, por lo que se ve, un vulpejo y me parece que en estos tiempos de tanta igualdad debía añadirse al diccionario. Aunque bien mirado, para que, con zorro y raposo ya tenemos bastante.

lunes, 25 de octubre de 2010

Cervantes Saavedra, Miguel de



Nacido en 1547 y fallecido en 1616. Escritor español autor de Don Quijote de a Mancha. Militar que fue herido en la batalla de Lepanto y hecho prisionero por los turcos. Estuvo cinco años en Argelia y su rescate fueron 500 ducados. Fue también autor de poemas y de las Novelas Ejemplares.

Antruejo.

(De entruejo).
1. m. Conjunto de los tres días de carnestolendas.

Ésta palabra en Asturias se dice "antroxu" y se celebra, no al estilo de Cádiz o Tenerife, pero si con mucho jolgorio y desfiles importantes en Avilés y Gijón.

Es muy posible que de tanto decir antroxu, a nosotros nos resulte raro leer antruejo y, quizá habría que pensar un poco si te preguntan por el significado del vocablo así, suelto.

sábado, 23 de octubre de 2010

Y lucían las estrellas.



Giacomo Puccini compuso las mas famosa aria del repertorio, E lucevan le stelle (Y brillaban las estrellas) para la ópera Tosca. En el video vemos a Placido Domingo en el papel del pintor anarquista Mario Cavaradossi que está prisionero en el Castillo Sant'Angelo donde va a ser ejecutado. Cavaradossi evoca los momentos íntimos vividos con su amante, la diva Floria Tosca, mientras las estrellas se desvanecen lentamente y el carcelero lo llama para la ejecución, con la cúpula de San Pedro al fondo.

Y brillaban las estrellas,

Y olía la tierra,

Chirriaba la puerta del huerto,

Y unos pasos rozaban la arena...

Entraba ella, fragante,

Caía entre mis brazos...

¡Oh, dulces besos! ¡Oh lánguidas caricias,

Mientras yo, tembloroso,

Sus bellas formas desataba de los velos!

Desvaneció para siempre mi sueño de amor...

La hora ha pasado...

¡Y muero desesperado!

¡Y muero desesperado!

¡Y jamás he amado tanto la vida!

¡Tanto la vida!

Ya dije el otro día en un comentario sobre Luis Mariano, que me imponía el oírle cantar este aria. Con Placido me ocurre otro tanto, tal vez será por que la pieza es excelente para el lucimiento de un gran tenor; Pavarotti, Mario Lanza, Miguel Fleta, Caruso, mi tocayo Kraus...

Sacatrapos.

1. m. Espiral de hierro que se atornilla en el extremo de la baqueta y sirve para sacar los tacos, u otros cuerpos blandos, del ánima de las armas de fuego.

2. m. Mil. Pieza de hierro de dos ramas, en forma de espiral, que, firme en el extremo de un asta, sirve para extraer los tacos, saquetes de pólvora y algunas clases de proyectiles del ánima de los cañones que se cargan por la boca.

Esta palabra me ha llevado tiempo atrás, tiempo de vivencias y anécdotas que ya no volverán y que yo juzgaba - lo sigo haciendo- como necesario a pesar de que mucha gente opine en contrario.

Aunque yo pertenecía al arma de artillería, regimiento de lanza cohetes, jamás en el tiempo en que me pasé en el ejército - entiéndase mili - manejé un cañón ni algo que se le pareciese. Fui instructor, y por mi mano pasaron pistolas, fusiles de asalto y aquel viejo mosquetón con el que tanto me gustaba tirar al blanco, pero nada más.

El mosquetón Mauser fabricado en la Coruña, era un buen arma, llevaba incorporada una baqueta a la que se enganchaba un trapo para limpiar el ánima. Siempre al acabar las practicas de tiro era conveniente pasarla y sobre todo los días de revista. Anima oxidad era señal de poca limpieza, de abandono y por tanto de correctivo.
Es posible que apenas se utilice este instrumento, los cañones ya no se cargan por la boca más que en demostraciones con modelos antidiluvianos y en armas cortas, tal vez en las de avancarga por el mismo motivo.  ¿Caerá la palabra en el olvido?

viernes, 22 de octubre de 2010

Yo, el iluso.

hostal-parador-san-marcos2

Iluso;
1. adj. Engañado, seducido.
2. adj. Propenso a ilusionarse, soñador.

No, no voy a comentar esta palabra, que ni está fuera de uso, ni es desconocida.
Me quiero referir con ella, a lo que en realidad soy; un engañado y seducido por mi propia idea, por la idea que en mi mente se forjó con relación a la búsqueda del hospital de peregrinos del pueblo de mi madre; Copián.
Pensaba yo, que aunque datara de 1222 algún resto había de quedar, y repasaba mentalmente todas las edificaciones hoy en pie, los muros derruidos o cualquier otro indicio de su pasado. Alguien dirá; ¿después de ochocientos años, vienes a buscar un edificio?. No por eso me creo un iluso, podría responder que hay cantidad de ellos con tanta antigüedad. La ilusión nació de pensar en "hospital de peregrinos" como algo grande, voluminoso, y que debía permanecer en pie durante muchos años, aunque con el tiempo se hubiera dedicado a otra cosa. (San Marcos de León)


Me caí del guindo cuando volví a repasar libros ya leídos- y por ende olvidados- y encontré el porque de no encontrar lo que era imposible.
Si examináis las fotos que tomado del "blog del mierense", podréis ver el tipo de edificaciones que hay en la actualidad. Una de las casas aún es de la familia, junto con unas huertas en la ladera del monte. La casa a la que me refiero, ya era vieja - o antigua si se prefiere - en tiempo de mi bisabuelo Leonardo, más o menos hace 150 años y las demás, por un estilo. ¡Como serían en el año 1200!.



En mayo de 1227, doña Velasquita Giráldez, dama ovetense hizo una donación a la Cofradía de los Alfayates o Xastres de Oviedo, otorgando un hospital para el que ella había comprado - la tercera parte de una casa y un solar y un huerto anejo a la casa- para atender a los pobres y peregrinos. Visto el inmueble y el ajuar con que estaba dotado “diez lechos con sus alcózares, seis cabezales de buena pluma, e once mantas e dos colchas”, todo ello en Oviedo, capital del reino asturiano hasta el 925, se puede suponer como sería el hospital de peregrinos de Copián. Un pueblo que no llega a la veintena de casas y apenas dos docenas de vecinos.
 ¡Como para encontrar una piedra siquiera!

Zamujo, ja.

1. adj. Dicho de una persona: Vergonzosa, retraída o poco habladora.

Si, yo soy un zamujo. Encajo casi a la perfección en la definición, aunque alguno de los que leen las parrafadas que escribo, piensen que no puede ser verdad. Lo cierto es que soy un tanto vergonzoso, un poco retraído y me gusta escuchar bastante más que hablar.

Me parece que el vergonzoso, es por naturaleza retraído, o viceversa; que el retraído lo es por vergüenza.

En cuanto al que escucha, poco habla, aunque los hay que no hablan ni escuchan y otros que hablan pero no escuchan.

Podríamos decir del primero que es ¿inteligente?. Aprende, se entera y no yerra. Del segundo, que tal vez sea en verdad sordo o que va a su bola. Del tercero, que no es que no oigan, es simplemente que gustan oyéndose a si mismos pero sin escuchar a los demás.

jueves, 21 de octubre de 2010

Callacuece.



Zapatero, mujer e hijas posaron con el matrimonio Obama ante el fotógrafo oficial. Minutos después, se desataba la polémica. El Gobierno español solicita al Departamento de Estado de EEUU retirar de su web la instantánea para proteger la imagen de las hijas del presidente y advierte a los medios que se acoge a la ley del menor. La agencia Efe censura la fotografía pero ya circulaba por los medios digitales, en Twitter y en Facebook.

1. m. coloq. And. mátalas callando.
Esta noticia no es nueva, pero la recordé cuando encontré el vocablo a comentar.
Parece que el callacuece de turno no llegó por esta vez a tiempo. A mi la foto, ni me va, ni me viene, lo que me fastidia es no saber cuantos hay que las matan callando, o lo que es más importante; cuantas cosas importantes son tapadas por los callacuece. Callar y cocer y no darse a conocer.

Música para relajar el ánima II.



Este video se sale un tanto de los cánones de música gregoriana por cuanto que incluye instrumentos musicales como el piano, ópera y ritmos electrónicos. Sin embargo, a mi parecer, está muy bien conjuntado, relaja y gusta.

Desde aquí mis felicitaciones al autor.
Interpretación; Tantum Ergo Sacramentum. La Catedral creo que es la de Amiens.

miércoles, 20 de octubre de 2010

Luis Mariano



Mariano Eusebio González y García más conocido por Luis Mariano, nació en Irún, España el 13 de agosto de 1914 y falleció en París el 14 de julio de 1970. Luis Mariano fue un tenor que alcanzó la celebridad en 1946 con «la bella de Cádiz». Luego apareció en las aventuras del barbero de Sevilla de 1954 y El cantor de Méjico (1957) y se hizo popular en Francia, así como en España.

Su familia se mudó a Francia al comienzo de la guerra civil y se estableció en Burdeos, donde estudió en el Conservatorio. Cantó en cabarets, en espectáculos de teatro y apareció en películas, comenzando con 'L'escalier sans aleta' en 1943. Ese mismo año hizo una audición para el papel de Ernesto en Don Pasquale y cantó en la ópera en el Palacio de Chaillot, posteriormente en el Théâtre des Variétés, con Viña Bovy. Dejó muchas grabaciones de la canción popular y la opereta.


Cuando Luis Mariano rodó "Violetas imperiales" en el año 52, Carmen Sevilla tenía 22 años y yo ocho. Tal vez por eso tenga nostalgia y recuerde con cariño una peli que tampoco fue demasiado importante. Pero a mi me gusta el cine sencillo, como esta cinta donde ambos lucen esplendorosos.

Panarra.




(Del lat. *pennaria).
1. m. murciélago.
2. m. coloq. Hombre simple, tonto.

De esta palabra me llama la atención la primera afección. Bien podríamos decir que el Conde Drácula o Batman, son panarras. ¿Tendría éxito una peli que llevara por título, "Las aventuras del hombre panarra"? Y también "El panarra chupoptero", "La noche de los panarras" etc.

En la segunda definición del vocablo, volvemos a encontrarnos con una forma soterrada de insulto, o simplemente, como algunas veces digo, de llamar a alguien por su nombre. Quien no ha dicho, "ese es tonto" como si "tonto" fuera su nombre de pila.
No voy a condenar esta palabra a la carcel del olvido, como todos los insultos, merece estar al día, somos muchos los que nos los merecemos. ¡Quien no ha hecho el tonto más de una vez!

martes, 19 de octubre de 2010

El Indioma.



A mi, que me gustan las palabras, me sucede como a Cantinflas; poca gramática y mucho trabucar los vocablos. Tal vez porque no domino bien el indioma, a decir verdad tampoco el bablioma y ni siquiera el casteldioma.

El video de este fenomenal actor, lo encontré muy apropiado al estar todos los días con palabras que apenas recordamos por su escaso uso, o por el desconocimiento que de ellas tenemos. Hoy no traigo ninguna, bastantes hay en el corto.

Don Quijote y el amor.


Subido por: rogedog92.
No podía ser menos, esta película tenía que contar con el mejor elenco de actores, muchos de ellos hoy fallecidos. Para mí ha sido la mejor de todas las rodadas sobre el tema.
En el plano vemos a Fernán Gómez (Don Quijote) y María Fernanda D'Ocon (Dulcinea) y en segundo término, un tanto difuminado, a Mario Moreno (Sancho).

Intérpretes: Manuel Alexandre, Valeriano de Andrés, María Fernanda D'Ocon, Javier Escrivá, Alberto Fernández, Fernando Fernán-Gómez, Mary Francis, Serafín García Vázquez, Agustín González, Rafael Hernández, Emilio Laguna, Diana Lorys, Ricardo Merino, Mario Moreno ("Cantinflas"), Luis Morris, José Orjas, María Luisa Ponte, Laly Soldevilla, Valentín Tornos.

Director: Roberto Gavaldón. Guión: Carlos Blanco. Fotografía: Francisco Sempere. Música: Waldo de los Ríos.

lunes, 18 de octubre de 2010

Música para relajar el ánima I.



Veruela, el primer monasterio cisterciense de Aragón

Veruela se halla en un pequeño valle formado por el río Hueca, cuyo nacimiento se encuentra muy próximo al monasterio. El documento más antiguo referido a la fundación del monasterio veronense es la confirmación por el rey navarro García Ramiréz de la donación de los lugares de Veruela y la Oliva y sus posesiones al monasterio cisterciense de Santa María de Niencebas (Fitero, Navarra) en 1145 para la erección de sendos cenobios de la Orden.
El poeta Gustavo Adolfo Bécquer escribió aquí, en 1836-1864, sus nueve célebres "Cartas", así como algunas rimas y leyendas. El conjunto está cercado por una muralla (siglo XVI) de1 Km de perímetro, abierta por un portón en torreón medieval a una avenida arbolada que conduce a la grandiosa iglesia (siglo XII), de portada románica y tres altas naves cubiertas con crucería gótica. Desde aquí se accede a ambos claustros, gótico y renacentista, que comunican con la sala capitular, refectorio, cilla, scriptorium y otras dependencias que son escenario de exposiciones de arte, conciertos y prestigiosos cursos.
Como de costumbre, agradecer al que subió este buen video. Gracias.

Gurdo.



 Has leído bien, he escrito gurdo, no gordo. Y aunque entre los dos vocablos solamente hay una letra de diferencia, el significado es muy distinto. Esta palabra es de esas que se pueden emplear para insultar sin que el interfecto se de cuenta de ello. Ya sé que es impropio y que las cosas hay que decirlas a la cara, pero a veces...

En la Crónica General de España, libro IX página 322 podemos leer;

... Destos lenguages españoles, quedan muy poco rastro, y solamente algunos vocablos que se hallan por referidos de España en los autores antiguos. Dellos son los siguientes. A los hombres, que por ser mal considerados en muchas cosas, los llamamos agora tochos, y en Latín los nombran stolidos, por este tiempo los llamaban acá gurdos, como Quintiliano refiere.

Por tanto, si Ambrosio de Morales (Córdoba, España, 1513 - 21 de septiembre de 1591), humanista, historiador y arqueólogo, decía que era palabra antigua y se remontaba a Quintiliano, creo que está muy bien en esta sección. Otra cosa será que cada cual la emplee, o deje de hacerlo. Ahí queda.

(Del lat. gurdus).
1. adj. Necio, simple, insensato..

domingo, 17 de octubre de 2010

Jiménez de Quesada y su Dorado.

La leyenda de El Dorado, surgió en la zona de la actual Colombia, donde había un cacique (Guatavita) que se cubría el cuerpo de polvo de oro y se sumergía en una laguna para expiar una grave falta cometida por uno de sus antepasados.

Del lugar, que buscaron con empeño los conquistadores españoles en América, decían tener calles pavimentadas de oro, y el preciado metal era algo tan común que se despreciaba.

Gonzalo Jiménez de Quesada era distinto a los conquistadores al uso; estudió derecho en Salamanca y en 1535 es nombrado Justicia Mayor de la localidad de Santa Marta. Se traslada a América junto con Pedro Fernández de Lugo. Al año siguiente recibe el cargo de Capitán General en la expedición que remontará el río Magdalena para llegar en 1537 a las tierras de los chibchas, encontrando por primera vez a los Muiscas, nación de la Cultura Chibcha y que pobló principalmente los territorios que hoy comprenden los departamentos de Boyacá y Cundinamarca en la actual Colombia.

Comandó la expedición de la conquista de la Nueva Granada y fundó entre otras la ciudad de Santafé de Bogotá, la actual capital, en 1539. La llamada ciudad no eran más que doce casas hechas en paja y con una iglesia, en donde el día 6 de agosto de 1538 se celebró la primera misa, quedando así fechada la fundación de la ciudad.

La última expedición la realizo Quesada en busca del mítico El Dorado a la edad de sesenta años. Partió de Santa Fe de Bogotá en abril de 1569 con 400 españoles, 1500 nativos, 1100 caballos y 8 sacerdotes y regresó a Santa Fe en diciembre de 1572 con tan sólo 64 españoles, 4 nativos, 18 caballos y dos sacerdotes. Habían llegado hasta la confluencia de los ríos Guaviare y Orinoco, desde donde tuvieron que dar la vuelta por falta de medios para poder navegar.

Quesada va a morir en 1579 tras resistir cuatro años a la enfermedad de la lepra. Sus hombres le rindieron honores de adelantado, pues lo consideraban el conquistador de Nueva Granada. Una conquista que gracias a la palabra de este hombre, costó una ínfima cantidad de sangre en comparación a otras.

Filfa.

1. f. coloq. Mentira, engaño, noticia falsa.

Esta palabra es conocida y bastante utilizada, pareciendo un contrasentido el que yo la traiga a un sitio que he dado en denominar "palabras fuera de uso". La explicación es sencilla; no soy capaz de averiguar de donde procede. Parece que todo el mundo, bueno, todo el mundo parece excesivo, pero si que, mucha gente explica cual es su significado, sin ir mas allá. Tal vez les ocurra lo que a un servidor.

Posiblemente no haya dedicado demasiado tiempo, o no sepa en que lugar buscar, y me gustaría que alguien fuera capaz de decirme algo más que la RAE; femenino y coloquial. Ni siquiera en el diccionario de Joan Corominas, aunque el que he mirado es el "breve".

sábado, 16 de octubre de 2010

Iglesias y ritos.

Érase una vez... una niña que tomó la primera comunión. La fecha; julio de 1925 y la niña, mi madre. Este es el único recuerdo grafico del acto. A la parroquia, pequeña ahora y seguramente aún mas pequeña entonces, no acudía el fotógrafo. También puede ser que no hubiera dinero para pagarlo, o que el acto fuera sencillo y sin el boato que se les da desde hace años.

En realidad no sé si está bien llamar parroquia a la iglesia de Aguilar, pues mi madre era de Copián y este pueblo pertenece a la Rebollada. Es posible que entonces fuera parroquia, o que simplemente, por conveniencia se hicieran allí las comuniones.

Según un documento de junio del 1.220 "se crea en el Monte Copián de cruz a cruz entre las iglesias de Aguilar y Santa María de Copián, un hospital en que hospedar a los peregrinos y defenderlos de los ladrones que andaban por allí continuamente por ser desierto". En la Rebollada hubo en el siglo XII un hospital de leprosos o malatos. En el libro Becerro de 1385, se indica que es parroquia y hay malatería. (El becerro es un libro en que las iglesias y monasterios copiaban sus privilegios y pertenencias para el uso manual y corriente)

La iglesia de Aguilar está consagrada a la Asunción según creo haber oído a mi madre y a mi tía que mencionaban siempre como "la ermita de la Asunción". En cuanto a Santa María de Copián supongo que se refiere a la iglesia de la Rebollada bajo la advocación de “Maria Magdalena”. Era del siglo XII y estilo románico, y fue demolida en 1921 y ampliada en 1923. De ella se conservan 50 canecillos colocados en el alero, así como el arco de la puerta que esta ubicado en el ábside. El cementerio es propiedad de la iglesia y esta un poco más arriba, a la falda sur del Pico Gua.

Garrancho.

(Cruce de garra y gancho).
1. m. Parte dura, aguda y saliente del tronco o rama de una planta.
2. m. gancho (pedazo que queda en el árbol cuando se rompe una rama).
3. m. garranchazo

Como soy de ciudad y viviendo desde hace poco en la aldea, no entiendo mucho de árboles. Tal vez por este motivo la palabra que traigo hoy me resulta desconocida. De sobra conocida es la palabra Tocón, referente a los árboles, no a lo otro, pero no es lo mismo que garrancho aunque haya alguna similitud entre ambas.

Cervantes en el cuento de la pastora Marcela, del Quijote, hace mención de la palabra:

... Bien dices, Pedro -dijo uno-; aunque no será menester usar de esa diligencia, que yo me quedaré por todos. Y no lo atribuyas a virtud y a poca curiosidad mía, sino a que no me deja andar el garrancho que el otro día me pasó este pie.

Y en el coloquio de los perros...

... corría los valles, escudriñaba los montes, desentrañaba las selvas, saltaba barrancos, cruzaba caminos, y a la mañana volvía al hato, sin haber hallado lobo ni rastro dél, anhelando, cansado, hecho pedazos y los pies abiertos de los garranchos; y hallaba en el hato, o ya una oveja muerta, o un carnero degollado y medio comido del lobo...

viernes, 15 de octubre de 2010

Elissa.

Este billete de diez dinares, es moneda legal en curso de la república de Túnez. Los billetes de banco, al igual que los sellos de correo, dicen mucho de los países que los imprimen, pero la mayoría de las veces los manejamos sin apenas fijarnos en ellos.

En este billete, está representada Elissa de Tiro, primera reina y fundadora de Cartago, posiblemente más conocida por Dido.

La leyenda de Dido ya la he tratado someramente en otra ocasión, por lo que no lo haré de nuevo. Pero si quiero resaltar de nuevo su figura como mujer inteligente, que tras su muerte fue venerada como una diosa.

Sabéis los que me leéis, que estoy en contra de las muertes provocadas, también en la de esta mujer que, a decir de Virgilio y Ovidio, se provocó ella misma con la espada del que fuera su amor; Eneas.

Vergé.

Esta palabra viene del francés, Vergé y es un tipo de papel. No entiendo nada de papelería, recuerdo que cuado iba al instituto se usaban blocs de dibujo y uno creo era de la marca "Guarro". Se empleaba para el carboncillo, no sé si era el que llevaba una marca de agua con un galgo. En la Escuela de Industrias utilizábamos unas láminas especiales, con reborde y cajetín que comprábamos en la Librería Industrial, al estilo de los planos de las empresas importantes. ¡Parece mentira como se olvidan las cosas!

Tal vez alguien entienda algo, o mucho, de tipos de papeles y nos dé una clase magistral para aprender un poco. Entonces sabremos si esta palabra merece permanecer fuera de las cárceles del olvido, y si es así, procuraremos promocionarla en la medida de nuestras posibilidades. De hecho, ya lo estamos haciendo.

jueves, 14 de octubre de 2010

El gato escaldado, no siempre del agua fría huye.

Hace años nos pasamos unas vacaciones en Málaga, concretamente en Arroyo de la Miel. Alquilamos por un mes un piso en una urbanización con piscina y, como nunca nos ha gustado demasiado estar anclados en un sitio, recorrimos gran parte de Andalucía. Eran excursiones de esas de mañana a tarde, de las que volvíamos rendidos por el calor. Entonces, traje de baño y al agua.

Un día, el hijo pequeño del portero que contaría tres  o cuatro años, se vino corriendo y se lanzó al agua. Emergió un momento, para hundirse de nuevo mientras braceaba sin ton ni son. Pasado un tiempo indefinido en su duración, comprendí que no tenía ni idea del arte natatorio y que se estaba ahogando. Allí, entre tanta gente, nadie se percató. En tres brazadas me llegue hasta él y asiéndole por una pierna, lo levanté en el aire gracias a que en aquel lugar podía yo hacer pié. Fue entonces, al verme con el niño asido por el tobillo y cabeza abajo, cuando su padre y sus hermanillos se dieron cuenta de lo que sucedía.

Tras el susto, pensé que el crío no volvería a probar el agua en su vida. Estaba equivocado, al año siguiente volvimos y el portero, que no se cansaba de darme las gracias por lo del año anterior, me dijo; "ahí lo tiene" señalando un escuincle que en la piscina nadaba como un pez.

Infando.

(Del lat. infandus).
1. adj. Torpe e indigno de que se hable de ello.

Es posible que el artículo sobre el Príncipe Don Juan tenga algo de infando. Para alguna sensibilidad puede resultar torpe o indigno, hablar de los prostíbulos, aunque no creo que a estas alturas haya muchos que se escandalicen y por tanto no sería infando.
 El mundo entero está lleno de indignidades; el trabajo de los niños, su falta para los mayores, la miseria, el hambre, los seudopolíticos aprovechados, los dictadorzuelos,  la avaricia de los banqueros... sería indigno no hablar de ellas, sobre todo para combatirlas.
En fin, creo que esta palabra debe de permanecer por un tiempo en prevención; me parece que hay que hablar de todo.

miércoles, 13 de octubre de 2010

Zarracatería.

1. f. Halago fingido y engañoso

Hace unos días comentamos el vocablo zarracatín (que procura comprar barato para vender caro). Supuse yo al leer esta palabra - zarracatería - que sería derivada de la anterior, es decir: zarracatería = arte de vender con ganancia, más o menos. Pues no señor, mi lógica, como casi todo lo mío, no funciona.

Voy a tener que ir a una tienda y comprar un "logicómetro".

Logicómetro = aparato medidor de lógica.

Veamos como Quevedo emplea, entre otras, la palabra del caso en "Cuento de cuentos"

... "La Viuda, por una parte no quiso estar a diente; por otra, viendo que el mozo se moría por sus pedazos, estuvo hecha de sal, y muy donosa, diciendo de aquella boca, que daba grima: El maridillo cantó de plano, mientras el Licenciado contemplaba en las musarañas: mas no se le quedó por corta, ni mal echada; y como tomó el negocio a pechos, dijo: A mí se me quedaba en el tintero lo mejor. Y con mucha pausa se fue al padre, y le dijo: Acabemos con este mazacote, que no son menester tantas zarracaterías, ni andar templando gaitas. Cásese, que todos la bailaremos el agua delante, y no se meta en dibujos.

Te recomiendo, si quieres leer el Cuento, o descifrar la jerigonza de nuestro querido Francisco de Quevedo, pinches en albalearning.com/audiolibros.

El epitafio y la casa de mancebía.

"Juan, Príncipe de las Españas, de virtudes y ciencia lleno, verdadero cristiano, muy amado de sus padres y de su patria, en pocos años realizó muchas obras buenas con prudencia y virtud. Descansa en este túmulo mandado hacer por su óptimo y piadoso padre Fernando, rey invicto y defensor de la Iglesia. Su madre, la Reina Isabel, purísima y depósito de todas las virtudes, mandó por testamento se hiciese tal. Vivió diez y nueve años y murió en 1497".
Este epitafio está escrito en el sepulcro que por encargo de su padre Fernando el Católico, Domenico Fancelli, realizó en 1510 para el Príncipe Don Juan de Aragón y de Castilla, hijo de los Reyes Católicos y ubicado en el Real Monasterio de Santo Tomás de Ávila.

Había nacido Don Juan el 30 de junio de 1478, en Sevilla y murió en Salamanca, a consecuencia de la tuberculosis.

Fue nombrado por sus padres gobernador de Salamanca para que fuera adquiriendo experiencia en las tareas del gobierno, bajo la tutela del obispo Diego de Deza.

Durante su gobierno manda empedrar las calles de la ciudad y crea una casa de Mancebía. Esta casa de mancebía estaba situada cerca de la Vaguada de la Palma y fue el primer burdel con autorización legal de España en julio de 1497.

El padre de la mancebía o "padre putas" estaba obligado a responsabilizarse de la dirección y marcha del negocio, vigilando; que las rameras pasaran revisión medica cada ocho días, que se recogieran de noche, que no trabajaran en cuaresma, cuatro témporas y vigilia. Las meretrices no debían estas casadas, ser mulatas o tener a los padres en la ciudad. Estas ordenanzas se hicieron ya bajo el mandato de Felipe II.

El lunes siguiente al lunes de Pascua, se celebra la fiesta del Lunes de Aguas, en conmemoración de la tradición, por la que los estudiantes cruzaban el río en barcas adornadas con flores, a recoger y traer de vuelta a las prostitutas que durante la cuaresma se veían obligadas a abandonar el recinto de la ciudad.

Ese mismo año, en abril de 1497, se había casado Don Juan en la catedral de Burgos con la archiduquesa Margarita de Habsburgo, hija del emperador Maximiliano I, pero a los seis meses de la boda muere. Según algunos estaba profundamente enamorado y muere de amor; según otros por el apetito sexual de su esposa; en realidad la verdadera causa pudo ser la tuberculosis, aunque también hay quien dice que fueron unas fiebres.

Dos cosas faltan en el túmulo de Don Juan, la verja de plata que lo rodeaba, y lo más importante; los restos mortales. Ambas cosas fueron objeto de la rapiña efectuada por los soldados napoleónicos.

El príncipe está finamente vestido a excepción de los guanteletes, que reposan a su lado sin enfundar. El significado que se da a este detalle, es que no murió en acción de guerra.

martes, 12 de octubre de 2010

Acezar.

(Del lat. *oscitiāre, de oscitāre, abrir la boca). 1. intr. jadear.
2. intr. Sentir anhelo, deseo vehemente o codicia de algo.

Hemos comentado ya la palabra "carlear" y creo que las definiciones son tan similares que parecen idénticas si no fuera por la distinción; carlear para perros, acezar para humanos. Al fin y al cabo, todo se reduce a un jadeo.
Aquí el deportista esta semi agachado, seguramente con las palmas de las manos sobre las rodillas, jadeando por el esfuerzo. ¿O debíamos decir acezando por el esfuerzo?

De corsarios y capitanes.

Menaldo Guerri o Guerra, era un corsario vizcaíno al servicio del rey de Francia.

El corsario era un personaje particular, no era soldado, pero estaba dotado de un contrato acordado con el estado bajo cuyo pabellón navegaba (la famosa "patente de corso"). Se dedicaba a la persecución, bien para alejar de la costa naves piratas, bien para capturar y requisar mercantes de países enemigos quedándose con el botín o "presa", pero siempre sujeto a las reglas previstas por la legislación.

El corsario tenía puerto franco, en aquellos bajo la bandera que servía. A cambio de la protección que se les brindaba, habían de entregar la parte estipulada.

No confundir corsario con pirata, bandido que no reconoce la ley, atacando a propios y extraños indistintamente. Muchos mercaderes, armadores y pilotos operaban esporádicamente como corsarios, aunque a veces, traspasaban la estrecha línea que separaba a unos de otros. Para los que resultaban esquilmados, todos eran piratas y da igual que fueran bucaneros, filibusteros o corsarios.

Menaldo, que a la sazón se había hecho amo del puerto de Ostia, desde donde atacaba todo lo que se movía con distinta bandera a la suya, poseía varias galeras y una tropa de mercenarios vizcaínos. El término vizcaíno incluía entonces a guipuzcoanos y alaveses.

El Gran Capitán, a petición del Papa, decidió acabar con la amenaza que representaba para sus intereses, tomando el puerto, (el puerto, a la entrada del Tiber, canalizaba una importantisima actividad comercial para Roma) pero antes pidió la rendición de la plaza como era preceptivo. Menaldo le respondió con la presunción del que se encuentra seguro y con la chulería propia de la época: "Decidle (al papa) que se acuerde de que todos somos españoles y que no la ha con franceses, sino con español, y no con castellano, sino vizcaíno".
Entiendo yo, que él consideraba cojonudos a los españoles, en sobremanera si eran vizcaínos y menospreciando a franceses y en menor medida a los castellanos.

El corsario fue capturado tras cinco días de asedio y recriminado por el propio Gonzalo de Córdoba con estas palabras: "Muy espantado estoy de vos, señor Menaldo Guerri, que tantas cosas han pasado por vos querer defender a una cosa tan errada y sin razón... y más siendo español, que nunca los de nuestra nación han sido traidores ni malos cristianos, y sobre todo ser tan confiado que ni temíais a hombre ni a Dios". El propio Gonzalo solicitó el perdón de Menaldo ante Alejandro VI, y una vez concedido, Menaldo dijo al Gran Capitán "Sólo un consuelo llevo que alivia de alguna manera mi contraria fortuna: ser vencido por vuestra Excelencia, que merece vencer a todo el mundo". Pero sus hombres, fueron castigados como renegados y traidores.

lunes, 11 de octubre de 2010

Canaletto, Antonio Canal llamado el


Nacido en 1697 y fallecido en 1768. Pintor veneciano conocido por los retablos de su ciudad natal. Se trasladó a Inglaterra donde era muy solicitado y pintó paisajes del Támesis y Richmond en Surrey. Fue el paisajista mas famoso del s. XVIII, recogiendo en sus cuadros y grabados la imagen universal de Venecia.

Hombres sin Nombre.

La historia de los pueblos se hace con hombres y nombres. Sin embargo, la historia se olvida a menudo de muchos Hombres por no tener Nombre.

Un Nombre; Diego de Almagro, reconocido como el hombre que descubrió Chile.
Descubridor, ra.
1. adj. Que descubre o halla algo oculto o no conocido.
2. adj. Que indaga y averigua.
3. adj. Que ha descubierto tierras y provincias ignoradas o desconocidas.
4. adj. Dicho de una embarcación: Que se emplea para hacer la descubierta.
5. m. Mil. Explorador, batidor del campo.

Un Hombre; Gonzalo/Pedro Calvo de Barrientos "El Desorejado", uno de los primeros españoles pioneros en pisar el territorio de Chile, y que antecedió con su presencia a la expedición del adelantado, Diego de Almagro.

Por tanto, Barrientos debería haber sido reconocido como descubridor, pero carecía de Nombre. Para más inri, era un ladrón y "El Viejo" o "Apu-machu" como se conocía a Francisco de Pizarro, mandó que le cortaran una oreja para que todo el mundo supiera quién, y porqué, era, y se le hacía aquello.

Dicen que era hidalgo y descendiente de gallegos aunque parece que nació en Sevilla. Seguramente poseía además el don de la palabra, pues convenció al inca Atahualpa que era prisionero de Pizarro, para que le enviase a alguna parte de su reino, la más remota, a fin de librarse del oprobio. Quiero hacer notar que el emperador, a pesar de estar prisionero del Viejo, continuaba gobernando a su pueblo.

El inca lo envió a la parte más escondida de su reino que era Chili/Chilli/Chile. Al parecer le dio también hombres, avituallamiento y un salvoconducto - la borla de su tocado- para que nadie lo molestara. En el viaje iba acompañado por su mujer inca y el recorrido lo hicieron cómodamente en silla de manos.

En el valle del río Aconcagua, en la fértil zona de Quillota, Gonzalo Calvo se quedó, y adoptó la forma de vida indígena, amparado por los caciques Tangalonco y Michimalonco, quienes lo acogieron y le cambiaron su nombre a Gasco. Al parecer, a cambio, Calvo adiestró a los hombres de Mixchimalonco al estilo de los soldados españoles, y enterado que la expedición de Diego de Almagro estaba por llegar, preparó un buen recibimiento.

Como quiera que Almagro no halló el oro que allí fue a buscar, y que fue acosado por los beligerantes mapuches, a más de la traición del indio llamado Felipillo, optó por dar media vuelta y volver a Perú. Gonzalo Calvo decidió acompañarlo probablemente  por el Desierto de Atacama, a través de la Pampa del Tamarugal - por donde Calvo había venido - en vez del retornar por el Paso de San Francisco que le cóstara a Almagro hombres y penalidades.

Aquí la historia de Calvo no está clara, para algunos chilenos, Barrientos huyó "y como estaba echo a la vida de los indios se volvió a ellos". Junto con su esposa y otros indígenas que huyeron con él, formó un pequeño grupo y en medio de la cordillera dieron inicio al proceso de mestizaje en Chile.

Hay otra versión que lo sitúa volviendo a Perú junto a Diego de Almagro, donde perderá la vida en la batalla de Las Salinas en abril de 1538 luchando contra los Pizarro y a resultas de la cual, sería luego ajusticiado Almagro.

domingo, 10 de octubre de 2010

Currutaco, ca.

(De curro).


1. adj. coloq. Muy afectado en el uso riguroso de las modas.

2. f. El Salv. diarrea.

El costumbrista madrileño Mesonero Romanos en sus "Tipos y Caracteres" refiriéndose al lechuguino escribe; "Era un tipo inocente, de antiguo existió siempre, aunque con distintos nombres, de pisaverde, currutacos, petimetres... "

Aunque se suele utilizar como insulto - en la zona caribeña dicen que nos llaman currutacos a los españoles- yo tengo una paloma a la que llamamos currutaca o curruquina y no precisamente para ofenderla. ¿De donde sacamos el nombre? Pues no lo sé, seguramente reminiscencias del "cucurrucucu paloma".

Camus, Albert

Nacido en 1913 y fallecido en 1960. Escritor francés nacido en Argelia. Periodista y ensayista (El mito de Sísifo), filósofo y novelista (El extranjero, La peste), escribió también obras de teatro (Calígula, Los justos) recibiendo el premio Nobel de literatura en 1957.

Huérfano de padre a la edad de tres años, sufrió de tuberculosis y murió en accidente de automóvil.

Dos de sus frases entre muchas, que han quedado para la posterioridad;

El éxito es fácil de obtener. Lo difícil es merecerlo.
No ser amado es una simple desventura. La verdadera desgracia es no saber amar.

sábado, 9 de octubre de 2010

Padmasana.

Comencé mis clases de yoga cuando apenas tenía diez años. Mis padres, practicantes del hatha yoga entendieron mi interés al verlos hacer sus practicas. También entendieron que lo más positivo para mi desarrollo era el kundalini yoga; las asanas requieren de lentitud y concentración para el movimiento, el pranayama controla y mantiene una respiración profunda y los kriyas requieren poca exigencia física, mantienen la mente relajada y generan energía vital.

Durante veinte años practiqué y practiqué sin apartarme de la disciplina que mis progenitores me impusieron desde los primeros días, aunque muchas veces practicaba padmasana. Tal era mi dominio de la relajación, que podía pasar horas en la posición sin mover un músculo. Llegué a tomar conciencia de que perdía la consciencia, y tuve que marcarme un tiempo colocando un despertador.

Tendía una alfombra frente al balcón del salón, la mejor pieza de la casa, que daba al parque. El verdor de los árboles caducifolios en primavera-verano y el amarillo del otoño eran la imagen con la que mis ojos se cerraban. Entonces, aspiraba su fragancia desde la distancia, el olor del agua del lago, y oía el pipiar de los pajarillos que poco a poco se iba debilitando.

Aunque parezca una cursilada, en un pebetero colocaba unos palitos de sándalo para perfumar el ambiente, sobre todo en invierno que el frío obligaba a mantener el balcón cerrado, a la par que una cinta recitaba mantras.

Como daba clases de relajación a los alumnos del instituto, quise llevar un video grabado a modo de ilustración. Se por experiencia que los chicos aprenden más si primero lo ven en la tele y luego en la vida real. Dispuse la cámara de tal modo que por esta vez yo diera la espalda al balcón, así se vería el panorama y, para que la luz que entraba no fuera impedimento, coloqué dos focos para contrarrestar.

Visioné un trozo de la cinta, borré las pruebas de encuadre, la metí en la bandolera y cogiendo la bicicleta me fui a dar la clase. Los días previos había tratado de interesarles hablando mucho de la etimología de la palabra y relatando anécdotas que les sucedieron a algunos yoghis. Reuní en el gimnasio a dos de las clases formadas por mozalbetes de ambos sexos entre trece y quince años y tras breve comentario encendí el video. Sentados en el suelo, se apagaron los murmullos y yo, de espaldas al televisor, iba dando las explicaciones pertinentes para el calentamiento básico del ejercicio. A punto de finalizar la sesión, uno de los chicos, levantando la mano preguntó ¿Y como hace ese truco? Como no sabía de que me hablaba, giré para ver las imágenes y quedé estupefacto. ¡Estaba levitando! ¡Yo estaba levitando! ¡Sentado en la posición de loto y a tres palmos del suelo!. Increíble. No supe dar explicación.

Había leído algo sobre como un yogui hindú, llamado Subbayah Pullavar, se mantenía elevado a una altura de unos cincuenta centímetros del suelo mientras dormía "recostado en el aire". Pero me resultaba difícil de creer, así que me dispuse a realizar un nuevo video. Esta vez coloqué dos cámaras, una a ras de suelo, encendí sándalo y comencé la sesión. Lo que sucedió después no lo puedo saber yo más que por lo que me contaron. Al parecer un chispa del pebetero saltó a la alfombra, se prendió fuego que se propagó por el parquet y mi ropa en un momento. Cuando salí de la meditación ya estaba envuelto en llamas, corrí al baño y me metí en la ducha. Aunque los bomberos lo apagaron, todo se perdió. Camino del hospital con quemaduras de importancia, pensaba que jamás podría demostrar que por una vez fui igual a Subbayah Pullavar.

Caravaggio, Michelangelo Amerighi, llamado el

Nacido en 1573 y fallecido en 1610. Pintor italiano que abandonó el academicismo en favor del naturalismo en contra de la corriente de la pintura de su época. Entre sus obras destacan La comida de Emaús, El martirio de San Pedro.

Cavendish, Henry

Nacido en 1731 y fallecido en 1810. Físico y químico inglés que realizó la síntesis del agua y midió la masa y la densidad de la tierra utilizando las leyes de Newton sobre la atracción universal.

La síntesis en química, es la "composición de un cuerpo o de un conjunto a partir de sus elementos separados en un previo proceso de análisis".

Cuando se unen los átomos de hidrogeno con un átomo de oxigeno, se genera una reacción exotérmica -desprende calor, de hecho, se produce un pequeña explosión- La ruptura de la molécula de agua en Oxigeno e Hidrogeno (electrolisis) consume energía, por lo que es endotérmica.

viernes, 8 de octubre de 2010

Joselito en Mejico y mucho más.

Normalmente suelo colocar un tema en cada video, hoy he querido que el que pinche aquí, tenga la posibilidad de comparar distintos interpretes con la misma canción. La selección es grande y cada cual sin duda tendrá sus favoritos. Se agradece la voluntad del que los sube.


El espejo maldito.

Este cuento me lo ha inspirado lemaki a raíz de su comentario a mi entrada "En busca de la fuente de la juventud". Sé que no es bueno y que está redactado de un tirón, pero puede que algo de lo que en él se dice, sea el sentir de mucha gente.


Según mi costumbre, hacia las doce me senté en el porche para tomar algo; un zumo o un vino, igual da, con que acompañar el pincho. Pero esta vez estaba de mala leche sin llegar a acertar el motivo; la brisa suave, el sol luciendo, las hojas meciéndose, el panorama casi idílico... algo había que desentonaba. Hasta que de casa salió mi mujer y me preguntó si no encontraba algo distinto. ¡Ya cayó la rata debajo de la lata!. Eso era, había colocado aquel pedazo de espejo que comprara en el Iquevá. No quise discutir por tan estrafalaria decisión, ya se sabe que en cuestión de moda u ornamentación es tontería contradecir a una mujer.

Sentado desde mi sillón de mimbre, vi una figura extraña reflejándose; un tipo cano de mirada aviesa parecía inquirir... ¿que coño miras?. Ojos de conejo, nariz y orejotas grandes, como esas que yo suelo decir, tienen los viejos. Aunque las arrugas eran profundas en la frente y algo más leves junto a los ojos, con todo y eso, no era lo más grave. Su espalda corva parecía la de alguien que había pasado años de duro trabajo. Pero con todo y eso, no era lo más grave. Miré sus manos negras como si estuviera del hígado, abultados nudillos formados por la artrosis, nervudas y con las venas que parecía iban a estallar, pero con todo y eso, no era lo más grave.

Lo más grave era, que no hace mucho, de aquellos ojos, una moza dijo desde muy cerquita; porque guardas esos bellos ojos tras esas gafas tan oscuras. Lo más grave era, que no hace mucho al hombre lo llamaban "chato mío" mientras unos labios sensuales jugueteaban con el lóbulo. Lo más grave era, que no hace mucho, aquella cara tenía una piel tersa y fina, acariciada a menudo por las mujeres. Lo más grave era, que no hace mucho, aquella espalda era la de un gladiador romano cuyos músculos resaltaban por el ejercicio y causaban la envidia de otros hombres. Lo más grave era, que no hace mucho, aquellas manos estaban bien formadas, con uñas brillantes cual si fueran de mujer, y servían para abrazar y tocar. Lo más grave era, que aquel individuo desconocido que me miraba, era yo.

Cogí las tijeras de podar y las estrellé contra aquel espejo maldito. Al menos, aunque los añicos quisieran devolver la imagen, solamente lo podían hacer parcialmente.

Cantimpla


1. adj. Arg. p. us. tonto (falto de entendimiento o razón).

Mira por donde, en Argentina tienen un significado para esta palabra y sin embargo en España, naranjas de la China.

Pues yo creo que aquí en mi tierra se utiliza cantimpla como sinónimo de cantimplora. También existe como mote, aunque no en Asturias; El tío del matador de toros Antonio Yañez Saco "Gallo", fue el banderillero Manuel Saco León "Cantimplas".

Husmeando por ahí he encontrado que alguien de Soria recomienda llenar la cantimpla de agua de la fuente de Sarnago.

Como a mí me gusta la palabra, la continuaré usando, al igual que usaba aquella cantimpla de aluminio forrada de fieltro, cuando era niño y subía al "Picu Gua".

jueves, 7 de octubre de 2010

En busca de la fuente de la juventud.



Puede resultar extraño, que alguien que busca poner remedio a sus males, llegue a descubrir un territorio virgen. Pero muchos han soñado encontrar; la piedra filosofal y transmutar el plomo en oro, buscan la panacea universal capaz de curar todas las enfermedades o el elixir de la vida que garantiza la inmortalidad y no nos parece extraño, aunque sean simplemente leyendas.

Dice la leyenda, que los nativos americanos hablaban de la mítica isla de Bimini, a donde el jefe arahuaco Sequene se cree llegó desde Cuba, en busca de sus aguas curativas y vigorizantes. También dice la leyenda, que La Florida fue descubierta por Ponce de León, buscando con esas aguas, mitigar la impotencia sexual que padecía.

Juan Ponce de León natural de Valladolid, y nacido en abril de 1460 fue el conquistador español de Puerto Rico y descubridor de La Florida. Había sido paje en la corte de Fernando el Católico y combatió en la conquista del reino de Granada. Colaboró con Ovando en la conquista de La Española y recibió de él el encargo de conquistar la cercana isla de Borinquén, Puerto Rico en 1508, de la que fue gobernador y fundador de la ciudad de san Juan.

Un domingo de Resurrección, descubrió un territorio al que llamó La Florida por dos motivos; era la Pascua Florida y coincidía con el verdor y floración de la vegetación.

Gonzalo Fernández de Oviedo, en su Historia General y Natural de las Indias de 1535.

Francisco López de Gómara en la Historia General de las Indias de 1551.

Hernando de Escalante Fontaneda, superviviente de un naufragio que había vivido en Florida durante diecisiete años en 1575.

Antonio de Herrera en la Historia general de los hechos de los Castellanos en 1615.

Todos ellos cuentan que Ponce se pasó el resto de su vida buscando la fuente de la eterna juventud, y que sus hombres, habían examinado sin éxito cada «río, arroyo, laguna o estanque» de la costa de Florida buscando la legendaria fuente.

Lo que encontró fue la muerte. En 1521 los españoles fueron atacados por los indios Calusa y Ponce de León fue herido en el hombro por una flecha envenenada, a resultas de la cual murió en La Habana. Su tumba está en la catedral de Viejo San Juan, en Puerto Rico.