domingo, 6 de noviembre de 2011

Zangolotear.

(De la onomat. zangl, del balanceo).

1. tr. coloq. Mover continua y violentamente algo.

2. intr. coloq. Dicho de una persona: Moverse de una parte a otra sin concierto ni propósito.

3. prnl. coloq. Dicho de ciertas cosas, como una ventana, una herradura, etc.: Moverse por estar flojas o mal encajadas.

Supongo que el caballo del monarca inglés Ricardo III, zangoloteaba de una pata, pues es sabido que…


Por falta de un clavo se perdió una herradura,

por falta de una herradura, se perdió un caballo,

por falta de un caballo, se perdió una batalla,

por falta de una batalla, se perdió un reino,

y todo por falta de un clavo de herradura.

Ricardo fue derrotado en la batalla de Bosworth por Enrique, conde de Richmond, en 1485, inmortalizada por el verso de Shakespeare, “¡Un caballo, un caballo! ¡Mi reino por un caballo!”

El combate decidió quién gobernaría Inglaterra: Enrique VII.

2 comentarios:

Marina-Emer dijo...

Que vivas cada segundo con alegría...cada minuto con esperanza...cada hora con paciencia y cada día con asombro al mundo que te rodea.
*****************
con cariño un abrazo grande
Marina

Alfredo dijo...

Marina, gracias por tus buenos deseos, pero… difícil es vivir cada segundo con alegría…aunque lo procuro. Vivo cada minuto con esperanza… de tantas cosas. Para la paciencia necesito algo más de una hora y en cuanto al asombro, aunque mucha gente diga que no se asombra de nada, yo lo vivo con admiración.
Esto se lo digo a muy pocas personas: ¡No cambies nunca!
Salu2.