viernes, 29 de abril de 2011

La flor del... Rododendro?





Nuevamente nace la discusión; que sí, que no, que te equivocas, que so, que arre, que alante, que atrás.
Yo creo que esto es un rododendro, mi mujer, que no. Yo me baso en coincidencias, ella en corazonadas. Como estas últimas no se pueden ver, veamos las primeras.

Arbusto perenne grande, de 1-3 m de altura, pero existen variedades de apenas 50 centímetros. Son de crecimiento lento, con hojas ovaladas y alargadas de un verde brillante y flores que dejan ver claramente los estambres y anteras que contienen. Pueden ser- las flores- de color blanco, rosado, rojo o violeta. Antes y durante la floración es recomendable añadirle abono líquido un par de veces al mes (NPK)

Evitar el sol directo, protegerlo de las heladas, pulverizar las hojas en verano pero no cuando se están formando los capullos para las flores del año siguiente.

El suelo debe ser húmedo, pero sin encharcamientos, y si el calor aprieta se pueden regar las hojas por encima con agua blanda.

OJO; todas las partes de los rododendros son tóxicas, y en ocasiones mortales, si se comen, aunque posee propiedades diuréticas, sudoríferas y calmantes, localizadas en las hojas y tallos tiernos.

OJO con la poda; hacerlo tras la floración y teniendo en cuenta que provocará una menor floración la temporada siguiente.

Le pueden atacar las cochinillas, pulgón y araña roja entre otros.
Si tienes manchas redondeadas y oscuras en las hojas, córtalas y quémalas.

Chafallón, na.

1. Chapucero (que trabaja tosca y groseramente)
2. Coloq. Que chafalla.

Mira tú por donde, esta palabra no me resulta nada extraña. La utilizo a menudo no solo para los chapuzas de turno, también para mi mismo. Soy hombre de mucho brazo a la hora de trabajar - aunque resulte pretencioso- pero siempre digo, que detrás de mi ha de venir el afinador. Ese afinador es el que lima, pule, retoca, nivela, incluso me corrige cuando cometo alguna falta de ortografía. Tampoco es que haga las cosas groseramente, pero si algo toscas. Y es que para mí, aun siendo ambas palabras sinónimo de lo mismo, creo que hay una distancia entre lo tosco y lo grosero.
De cualquier forma, esta palabra es de muy poco uso, y lo corriente es que se diga chapuzas o chapucero.
Una cosa más, hace años, ahora creo que ya no, el que hacía chapuzas era un señor que trabajando para una empresa o para otro, hacía trabajos bajo manga, es decir, sin que el jefe se enterase. Lo que no significa, que fuera un chafallón.

jueves, 28 de abril de 2011

El gran Tino.



Uno de Tudela Veguin que ya hace 20 años que no está con nosotros.

miércoles, 27 de abril de 2011

La flor de la... Corona de novia.

                           

Arbusto de follaje caduco, muy ramificado de 1-2 metros de altura, con ramitas delgadas y flexibles que se podan al finalizar la floración. Las hojas simples, alternas, rómbico-lanceoladas, dentadas a bidentadas, de color verde claro a intermedio. Flores blancas, muy pequeñas, reunidas en inflorescencias axilares que por desgracia fenecen pronto.

Necesita buena exposición solar, yo tengo dos matas orientadas al oeste formando seto. El riego - en esta zona- solamente de vez en cuando en verano. Tolera heladas intensas.

Generalmente se propaga por estacas con hormonas de enraizamiento. La estacas de madera suave con hojas tomadas a mediados del verano y enraizadas bajo humedad elevada suelen tener éxito.

Lo que yo suelo hacer cuando quiero nuevas plantas casi de cualquier especie, es hincar las estacas procedentes de la poda juntas en un corro. Si agarran perfecto.

Obsecración.

(Del lat. obsecratĭo, deprecación).
1. f. Ruego, instancia.

El significado de esta palabra es el que es, sin embargo, a mi me suena a cosa mala; enfermedad fastidiosa; me ha salido una obsecración en el culo que me fastidia un montón. Perdón por el seudo pareado.

Aunque la cosa es más grave que la chorrada que acabo de escribir, al fin y al cabo ¡pobre de aquél que tenga que rogar! Seguramente estará muy necesitado, y eso, tampoco es cosa buena. Porque aunque la "instancia" pudiera ser considerada como cosa más benigna; ese papelito que te piden rellenes en cualquier institución y que antes iba cargado con la consabida póliza, aquí se refiere siempre al ruego, a la súplica. Y nadie debía de conseguir algo rogando. Ni el cielo siquiera.

martes, 26 de abril de 2011

Como la oliva negra.

Ella escribía a diario sus poemas en un blog al que yo accedí por casualidad. Me gustó tanto el de aquél día, que leí el del día anterior, y el anterior, y el anterior. Me fui enredando en la madeja de sus palabras; hermosas, sinceras, mágicas… vitales.

Yo, al que jamás había interesado la poesía, más allá de aquellos moros abenamares nacidos con la mar en calma y la luna crecida, la de los temidos bergantines que montan cien cañones por banda y por la mar vuelan. Yo, estaba ahora subyugado y esperaba con ansia la entrada del día.

No tenía edad, ni rostro, solo un seudónimo en el perfil, así que con sus palabras, con sus versos, fui moldeando su cara, su figura… su alma. Cuando mi imaginación tuvo definida su imagen, me atreví a hacerle un comentario. Como anónimo me presenté la primera vez, y la segunda y la tercera. Ella contestó a la tercera, a la segunda y a la primera.

Si supiera donde vives, cada nueve de noviembre y sin tarjeta, te mandaría un ramito de violetas. Pero no sé de versos para escribirte cartas que te llenen de alegría. Y mientras tanto, de tal manera espero, que vivo sin vivir en mí y muero porque no muero, estando lejos de ti.

Tras meses de intercambios le dije; soy Juan. Ella contestó; si, eres mi anónimo, y yo Rosaura.

No podía ser de otro modo; Rosaura… intuitiva, activa, emotiva, original, idealista, independiente… Rosaura.

Por azares de la vida, por las pistas que se van dejando, porque así lo quiso el destino, llegué a saber de donde era. Y mi mente calenturienta de inmediato trazó el plan... sin una insinuación de ambos siquiera.

Salí temprano, tenía que recorrer ochocientos kilómetros. Cuanto más me alejaba de casa, más estrambótica me parecía la idea. ¡Qué sabes tú si es casada, fea, coja… vieja!

¡No! Su pelo es como la oliva negra, su cara un óvalo perfecto. Es chiquita, menudita, de esas a las que con un abrazo proteges, de esas que cuando te abrazan se te eriza el vello.

Tenía que dar la vuelta, regresar. Todos los razonamientos eran válidos, pero yo sabía que no lo haría. Y así me planté ante su puerta.

La vi venir. Tenía que ser ella. Todo coincidía, a no ser su pelo que yo creí como el azabache y castaño era.

- ¿Rosaura? -pregunté.

- ¿Quién lo quiere saber?

- Verá, soy editor y un amigo me la ha recomendado como poetisa. Tratamos de hacer un libro con poemas de personas jóvenes y noveles para darlos a conocer.

Y mi cháchara sonaba a vacía, y ella me oía como quien oye llover… y asiéndome por las muñecas, con labio de movimiento imperceptible y mirándome a los ojos, aseguro, más que pregunto, si yo era Juan. Los suspiros son aire y van al aire… dulce embriaguez.

Cuando asentí, se puso de puntillas, refugió su cara en mi cuello, yo la abracé como para protegerla, ella me abrazó, y el vello se me erizó. Asida por la cintura, sus pies en el aire, buscamos nuestras bocas.

Ya vivo viviendo en mí, de tal manera que no espero, seguir viviendo sin ti.

domingo, 24 de abril de 2011

Las apariencias engañan.



El anuncio rezaba así:
Atención: Busco compañera de vacaciones.

Abstenerse mayores de 50 años (yo 60)
Peso en relación con la talla.
Color de la piel y pelo; indistinto.
Amena en la charla y que sepa escuchar.

Gastos pagados.
Hoteles 4/5 estrellas.
Duración viaje; según confraternización.
Desplazamientos; coche alta gama.
Visitas; a gusto de ambos.

Para información y contacto, llamar al 123 45 67 890.

En estos tiempos de crisis ¿a quien le amarga un dulce? La ingente cantidad de llamadas, dieron paso a las entrevistas personales. Las gordas; fuera. Las demasiado flacas; lo mismo, las que quisieron aparentar menos de cincuenta, las que quisieron aparentar diez y ocho, las que estimó feas, nerviosas o con tics… todas eliminadas.

Hoy era el día. Tenía tres entrevistas seleccionadas por el canto melodioso de su voz al teléfono. Y en cuanto la vio, supo que era ella.

- ¿Profesión?

- Mis labores.

- ¿Cuál es la capital de Paris?

- Ninguna, Paris es la capital de Francia.

- ¿Hacia donde apuntan los cuernos de la luna en menguante?

- Hacia la derecha.

- ¿Qué es el hematocrito?

- El análisis que recuenta las células de la sangre.

- ¿En que lugar esta la Patagonia?

- En Argentina. ¡Ea!, dejémonos de charla vana y vayamos al meollo de la cuestión.

La mujer; unos cuarenta años, ojos verdes, dientes perfectos, rubia, labios rojos y sensuales, busto que parecía prieto y firme, talle estrecho, caderas redondeadas y andar gatuno, se arrodilló ante el hombre. Entonces, y tras manipulación de estorbos, comenzó una aspiración seminal ayudada por movimientos rotatorios de lubricación, compresión y de émbolo, dando como resultado la aprobación in mente, de la candidata con sobresaliente alto.

Ahora veamos que me puedes ofrecer tú- dijo él - colocando su miembro en la mano del atónito anunciante.

Macandón.


1. m. desus. Falso, embustero.

Esta palabra me viene como anillo al dedo para insultar, mejor para poner de mote, a uno que suele venir a pescar al mismo sitio que nosotros vamos.

Dicen, que los pescadores novatos no solemos mentir, ni en cuanto a número, ni al peso y tamaño de lo que sacamos. Solamente con el paso del tiempo, el pescador - supongo que a base de quedarse en blanco muchas veces- va aumentando gradualmente el número de capturas, el tamaño de las mismas y el esfuerzo con que se lograron algunas.

Como quiera que el tal mencionado, es perro viejo, y, como ya le he cogido en más de una, siempre cariñosamente le apodaré Macandón.

Por ello, y aunque esté en desuso la palabrita, me la guardaré a buen recaudo.
 
Sobre la foto. No me gusta meterme en política, pero al dar la tecla en imágenes para ilustrar el comentario, han salido muchas del mismo tema.

sábado, 23 de abril de 2011

Chaplin, Sir Charles Espencer

Nacido en 1889 y fallecido en 1977. Actor, escenógrafo y productor de cine nacido en Iglaterra. Creador del personaje Charlot. Entre sus películas destacan; La quimera del oro, Tiempos modernos, El gran dictador, Luces de la ciudad.
Como tantos artistas, fue investigado por el Comité de Actividades Antiamericanas que presionó a la fiscalía para que lo deportaran.

Antifonario.





(De antífona).
1. m. libro antifonal.
2. m. coloq. desus. nalgas (porciones carnosas y redondeadas)

Como diría aquél; cae de cajón que este palabro lo he colocado por la segunda acepción; ¡faltaría más estando en desuso!

Supongo que más o menos, todos sabemos alguna de las cuantiosas definiciones respecto de la palabra con relación a los libros; de cuentas, de iglesia, etc. pero posiblemente nos es bastante más desconocido lo referente al "nalgamen". De modo que con esa rotundidad; "porciones carnosas y redondeadas" es imposible mandar a la cárcel la susodicha acepción. Ya me diréis que os parece.

viernes, 22 de abril de 2011

La flor del... Naranjo.



A pesar de la contaminación que se puede observar sobre las hojas, a este naranjo prácticamente en ninguna estación le falta el fruto. Nos hace falta un buen chaparrón.

El Julio de aquellos tiempos.



Este video se lo debemos a JAFR33.

Esta canción es del 68 y por tanto, de esa década tan especial que me tocó vivir en plena juventud. Tal vez por eso me gusta más aquel Julio, un poco paleto a la hora de moverse por el escenario - a decir de algunos- que el de los últimos tiempos.

martes, 19 de abril de 2011

Hialino, na.


(Del lat. hyalĭnus, y este del gr. ὑάλινος).
1. adj. Fís. Diáfano como el vidrio o parecido a él.

No me digáis que esta palabra se utiliza mucho. Y sin embargo a mi me parece bella para sustituir de vez en cuando a alguna de estas; diáfano, transparente, translúcido, claro, limpio, neto…

He buscado en bastantes diccionarios de sinónimos la palabra Hialino y no he encontrado ninguno que hiciera referencia a ella; todos la daban como desconocida. Sin embargo se emplea en medicina; "cartílago hialino", también hablando de cristales; "cuarzo hialino". Hasta algunas libélulas, los caballitos del diablo, moscas y mosquitos tienen sus alas hialinas.

domingo, 17 de abril de 2011

La flor de la... Veigela.






Nombre científico o latino: Weigela florida, conocida como Veigela.
Es un arbusto originario de China, de 1 a 3 metros de altura, de hojas caducas, opuestas, ovales, lanceoladas, brevemente pecioladas. Las flores de color rosa o blanco, reunidas en grupos de tres o cuatro en cimas axilares o bien terminales, muy numerosas.

De fácil cultivo, deben evitarse los lugares demasiado expuestos al sol. Resiste las heladas. Riego regular, más abundante en verano, un par de veces a la semana. Como casi todas nuestras plantas, está expuesta al sol del medio día, por lo que hay que vigilar el riego aunque sin encharcar.

Es necesario podar algo menos de la mitad de las ramas más viejas después de la floración para mantener la forma ya que es bastante dispar.

Se consiguen nuevas plantas con facilidad por estacas de madera dura plantadas a principios de la primavera, las estacas de madera suave tomadas en cualquier época, desde fines de primavera hasta el otoño. Mejor con hormonas de enraizamiento.

Esperando la Xarda en el Musel.







 
Hace unos días me comentaron que iban a multar a los pescadores que en el Musel se dedicaban a la pesca de la caballa por estar en veda. Un tanto drástica me parece la medida, habida cuenta de que gran cantidad de pescadores- jubilados la mayoría de ellos/nosotros- necesitamos sitio tranquilo y cómodo, además, en estas fechas, no tenemos otra cosa que pescar.


Fuimos- antes de la mencionada medida- durante tres o cuatro días por allí a tirar a fondo y de paso por si salía alguna xarda. Frente a la rula, tras la rula, antes de la rula y después de la rula. Los que a mi lado estaban, esperando el paso errático del pez, me dijeron "¿Que pienses que vas sacar tirando a fondo? Aquí ya no hay pescao, antes si, pero ya hace mucho que no entra nada.

Yo respondí que había leído, que me habían comentado, que si fañecas, que si picas, que si pulpos, lubinas y doradas. Pero lo cierto es, que tras estar toda la tarde con cuatro varas a fondo durante cuatro días seguidos, no sentimos ni picada. Ni con mejillón, ni con xorra, ni con gamba, ni con na de na. Y a Dios gracias que pudimos sacar alguna caballa.

Y yo me pregunto: ¿De veras sacamos tantos peces, como para que se metan con nosotros? ¿A donde irán/iremos hasta que entre el chicharro, los chipirones o las doradas? Como me decía otro jubilata "es que esta todo quemao". ¿Acaso alguien se atreve a echarnos la culpa?.


sábado, 16 de abril de 2011

La Palabra.

Durante días hemos venido hablando del significado de las Palabras, Vocablos si lo preferís, pero hoy vamos a hablar de La Palabra. No la de Dios, como pudiera parecer y que acostumbran a mencionar en religión; hablaremos de esa Palabra que se suele dar bastante a menudo y cumplir poco .

Palabra.
Empeño que hace alguien de su fe y probidad en testimonio de lo que afirma.
Promesa u oferta

Dar alguien su palabra;
Prometer hacer una cosa.

Faltar alguien a la, o a su, palabra;
Dejar de hacer lo que ha prometido u ofrecido.

Mantener alguien su palabra;
Perseverar en lo ofrecido

No tener alguien más que una palabra;
Ser formal y sincero en lo que dice.

No tener alguien palabra;
Faltar fácilmente a lo que ofrece o contrata.


Decía mi abuelo, que siendo pobre, solamente tienes una cosa que debes cumplir y defender; tu palabra. Uno de sus hijos, mi padre, decía; no se deben hacer promesas si luego no las vas a cumplir. No que no las puedas cumplir- pueden surgir imprevistos- sino que, a sabiendas de que no las vas a cumplir, prometes cosas. El matiz es importante.

¿Y, a cuento de que viene esto? Sencillo; no hay cosa que más me fastidie que la gente que no tiene palabra. "Mañana te llamo" y no llama. "No te preocupes que eso te lo arreglo yo" y se olvida del caso. "Quedamos a las siete" y te embarca. Cosas simples, quizá sin importancia, pero que van minando la confianza en la persona. El día que surja algo serio, seguramente no contarás con el cantamañanas del que no te puedes fiar.

Supongo que todos hemos faltado a nuestra palabra en alguna ocasión, particularmente en esa época de mocedad tarambana - San Pedro con ser quien era, faltó a su palabra negando a Jesucristo - pero hacerlo por costumbre y sin preocupación alguna, es, cuanto menos, de personas poco cabales.

Dice el refrán; "largo es el prometer, corto el cumplir" lo que asevera que a menudo se nos llena la boca de promesas, para cumplir muy pocas de ellas.

"El más parco en prometer es el más fiel en cumplir". Lo que viene a significar que es más fácil cumplir una promesa que un ciento.

"Lo prometido es deuda". Y siempre se tendrá en cuenta al deudor.

El Eclesiastés dice "que mejor es no prometer cuando no se va a cumplir".

La Palabra; promesa, compromiso, cumplimiento, testimonio, honradez… ¡Cumplamos siempre nuestra Palabra!

La flor del... Viburno.





Estas fotos del viburno o bola de nieve las sacó mi nieta Ana. Espero lo haga con algunas más, para once años no es mala con la máquina.

El nombre científico o latino: Viburnum opulusy conocido como Bola de nieve, Mundillo o Sauquillo.

Arbusto de hoja caduca que puede alcanzar con los años 4 ó 5 m, es originario de Europa, Noroeste de África, Asia Menor, Cáucaso y Asia Central.

De hojas ovales, dentadas, vellosas por el envés y que en otoño cambian de color. Las flores blancas y sin olor, las exteriores, más grandes, son estériles y las interiores fértiles. Ahora es su época de floración y que acabará fructificando en unas bayas rojas. (Ojo, son toxicas)

Nosotros lo tenemos orientado a medio día, aunque le da la sombra mañanera y del atardecer. Por el norte está protegido por un murete.

Es fácil de cultivar y conveniente "cucharlo" en la floración. Si no se tiene estiércol, va bien el Nac, y si quieres obtener nuevas plantas, puedes probar con estacas recogidas al final del verano cuando le debes dar una poda de conformación. Por semilla creo que se dan bien, pero me contaron que es laborioso. También se emplea el acodo con buenos resultados.

Regar de vez en cuando en verano.

jueves, 14 de abril de 2011

Aludel.

(Quizá del mozár. *lutéḻ, y este del lat. lūtus, vasija de barro).

1. m. Cada uno de los caños de barro cocido, semejantes a una olla sin fondo, que, enchufados con otros en fila, se emplean en los hornos de Almadén, España, para condensar los vapores mercuriales producidos por la calcinación del mineral de azogue.

Es notorio que para no repetir palabras ya comentadas, tenía que buscar un método, así que me hice una pequeña base de datos, o por mejor decir una lista. La base de datos, esta bien, pero como empecé en plan de cachondeo y no pensaba que esto se iba alargar tanto, la reduje de forma que se quedó en una simple lista. En ella voy escribiendo los vocablos comentados y los que encuentro por ahí. Si lo hubiera hecho bien, no me sucedería lo que me sucede; que no recuerdo de donde proceden.

Así, que como no tenía ni idea, y la definición del DRAE, no me aclaraba mucho, para saber de donde he sacado Aludel, me fui a Wikipedia. Santo remedio. Esta es una de las que anoté cuando leí a Fulcanelli.

Un aludel es un bote utilizado en la alquimia y la química medieval para la sublimación (Con este método se consigue pasar el material de sólido a gas sin pasar por el estado líquido) También se llama el vaso hermético, el huevo filosofal, y el florero de la Filosofía.

El aludel fue utilizado como un condensador en el proceso de sublimación, el proceso a groso modo sería; se calienta el cinabrio (sulfuro de mercurio, sólido) en el horno hasta 700º C. el material calcinado desprende vapores que, al pasar por el aludel, se enfrían y pasan a estado líquido convertidos en mercurio.

Supongo que el método ya no se utiliza y que estos tubos de barro han pasado a mejor vida. Lo que no he logrado saber, es por el material por el que han sido sustituidos, ya que los gases son altamente corrosivos. Sea como fuere, aquí lo que se trata es de dar a conocer una palabra de poco uso, rarilla tal vez, y desconocida para más uno.

La foto muestra unas baterías de aluedeles de las minas de Almadén.

domingo, 10 de abril de 2011

Luis y Lola.



A ver que os parece esta canción. (La Lola  hace lo que puede, creo)

Crisopeya.

1. f. Arte con que se pretendía transmutar los metales en oro.

A veces, las mentes de personas desconocidas, pero con un mínimo nexo de unión, parecen ponerse de acuerdo. Luego os cuento el porqué.

Hace unos días saqué un libro de la biblioteca, cuya lectura me sirvió para publicar un par de entradas. De él saque además para comentarlas unas cuantas palabras de uso poco frecuente; entre ellas se encontraba Crisopeya, el libro era de Fulcanelli.
Y hete aquí, como dijera aquél, que no sé quien fue, que leyendo una entrada de un blog amigo, encuentro como dice a menudo un sociólogo, el palabro Crisopeya.
¿Acaso mi amiga, se interesó por aquella entrada, y la indujo a leer algo sobre la transmutación aplicando la palabra a su escrito? Difícil me parece, aunque no imposible. Lo raro del caso es que ambos tuviéramos en mente, en un corto espacio de tiempo, a más de mil kilómetros de distancia, y sin comentar nada en absoluto sobre el tema, tuviéramos digo, esa comunión, esa simbiosis, esa fuerza mental, que nos hizo pensar en el vocablo casi a la par. Casualidades de la vida.

Por cierto, os contaré ya que estamos dando vueltas a la palabra sin decir nada de ella, una anécdota que leí en una ocasión.

Se dice que un alquimista, no recuerdo quien, escribió la obra “Crisopeya o arte de fabricar oro” - cosa rara dado el secretismo con que se manejaban estas cosas- y se la presentó al papa León X. El alquimista esperaba ser bien recompensado por información tan valiosa, que la iglesia manejaría sin duda, con sabiduría y prudencia.

Pero, el papa León X, no sé si sabio, de fino humor o simplemente incrédulo, le entregó alquimista una bolsa vacía en pago por su obra. El alquimista, posiblemente ofuscado, tal vez irritado, pidió una explicación al pontífice y este le contestó: “No te doy la bolsa llena de monedas porque, sin duda, te será fácil llenarla aplicando tus conocimientos de alquimia”. Como dijo aquél otro; punto en boca.

sábado, 9 de abril de 2011

Espliego.

(Del lat. spicŭlum, dim. de spicum, espiga).

1. m. Mata de la familia de las Labiadas, de cuatro a seis decímetros de altura, con tallos leñosos, hojas elípticas, casi lineales, enteras y algo vellosas, flores azules en espiga, de pedúnculo muy largo y delgado, y semilla elipsoidal de color gris. Toda la planta es muy aromática, y principalmente de las flores se extrae un aceite esencial muy usado en perfumería.

2. m. Semilla de esta planta, que se emplea como sahumerio.

Que se puede decir de una palabra, de la cual el diccionario lo dice todo. Os pondré algo de Alberti.
Huele a sangre mezclada con espliego,
Venida entre un olor de resplandores.
A sangre huelen las quemadas flores
Y a súbito ciprés de sangre el fuego.

Del aire baja un repentino riego
De astro y sangre resueltos en olores,
Y un tornado de aromas y colores
Al mundo deja por la sangre ciego.

Fría y enferma y sin dormir y aullando,
Desatada la fiebre va saltando,
Como un temblor, por las terrazas solas.

Coagulada la luna en la cornisa,
Mira la adolescente sin camisa
Poblársele las ingles de amapolas.

jueves, 7 de abril de 2011

La flor del... Lilo.





Nombre científico o latino: Syringa vulgaris. Nombre común o vulgar: Lilo, Lila. Es una especie originaria del Sureste de Europa.

Arbusto grande o árbol pequeño de hojas caducas, lanceoladas, con haz verde oscura y el envés blanco lanoso, dentadas. Muy apreciado por las flores que da en primavera, que son muy olorosas y atrayentes para las mariposas. Nacen en las ramas del año anterior y pueden ser rosas, lilas o blancas.

Es muy resistente al frío, lo que necesita para que su floración surja con fuerza. Mantener siempre el suelo húmedo, tras la floración, eliminar aquellas flores que estén secas o marchitas y las ramas muertas. Ojo con la poda, recuerda que la flor nace en la rama del año anterior.

Normalmente saco nuevas plantas por medio de estacas, una veces arraigan y otras no, por lo que sería conveniente poner hormonas de enraizamiento a los brotes verdes para las estacas.

El aceite esencial de las flores se utiliza en la elaboración de perfumes.

miércoles, 6 de abril de 2011

La flor del... Guindo.




A mi me parecen casi todas las flores de los frutales muy parecidas, aunque todas tienen sus particularidades. El Guindo (Prunus avium), que no cerezo (Prunus Cerasus), como algunos lo llaman, da frutos algo más pequeños y ácidos. Mi abuelo, que tenía un pequeño chigre de pueblo, de aquellos en que el vino se traía de León en grandes pellejos, siempre tenía una botella de anís de guindas que se hacía en casa. Decía que eran buenas para la tripa, así que él, de vez en cuando se tomaba una copita y a mi me daba las guindas.

El cerezo común, bravío, de monte o guindo tiene hojas simples, aovadas a oblongas, con el margen aserrado de forma irregular y es caducifolio.

Las flores como tantos frutales, aparecen cuando el árbol aún no ha rebrotado, de abril a mayo. Son blancas, de entre 2 y 3 cm de diámetro; muestran cinco sépalos y otros tantos pétalos blancos. Los estambres son múltiples. Las flores forman haces (umbelas), formados por 2 a 6 unidades, en cuya base hay una corona de brácteas.

Lo mismo con el cerezo que con el guindo, hay que tener mucho cuidado con la poda; las heridas cicatrizan mal, pueden secar las ramas e incluso matar el árbol. Como todos los árboles de pepita, puede sufrir la gomosis.

En la foto central podéis ver un bichito, no sé si mosca o mosquito, que tal vez pueda influir en la polinización.

martes, 5 de abril de 2011

Mañana brumosa.






La mañana se presentaba brumosa pero fue levantando. Dicen que con niebla los peces no pican. Estaba más solo que la una a la espera de mi hermano que no madruga, pero cayó esta pieza de casi ochocientos gramos.

sábado, 2 de abril de 2011

El niño cumple un añito.



Hoy día 02/04/2011, se cumple exactamente un año que este blog comenzó a caminar. Según los contadores, el número de páginas vistas, han sido más de 64.000. Las visitas recibidas, como se puede comprobar difieren, así que haciendo la media nos dan más de 28.500; El número de comentarios, mas bien escasos; me salvan dos asiduos y unos pocos esporádicos.


Y yo me pregunto; ¿Son ciertos esos números? ¿No es raro, que día tras día, una entrada que no es más que información sacada de cualquier lugar, sea la más popular? ¿Y si es así, como es que no merece ni un solo comentario? ¿Tanto colombiano hay en el extranjero que añora su patria? ¿Acaso otros trabajos, pensados y requetepensados antes de plasmarlos, no merecen luchar por la alternancia? ¿Merece la pena tanto esfuerzo, para que nadie sea capaz de marcar una casilla, aunque sea para decir; no me gusta? ¿No será, que la mayoría de las visitas, se han equivocado y salen a todo correr? ¿Será el señor Internet el culpable?

Debería estar contento, en realidad lo estoy, no por lo que dicen los contadores, que me parecen algo ilusorio. Lo estoy por la sencilla razón de que he conocido gente con inquietudes, con ideas, buenas o no tan buenas, pero que tratan de proyectarlas hacia los demás, que dan algo de si mismos, que se esfuerzan por agradar.

Los días crecen, la mar espera, y yo comenzaré a pasar más tiempo a su lado y menos a este. Sé que a nadie le importará, incluso alguno dirá al leer esto; anda y que te den. Tampoco yo lo hice esperando aplausos con las orejas; lo hice creyendo que sería un experiencia positiva. Y lo ha sido. He aprendido mucho de bastantes y algo de casi todos, lo seguiré haciendo, pero mas despacio.

En este año he dado más de 730 entradas, es decir; dos diarias sin fallar un solo día. Miento, paré durante lo más grave del accidente de mi hija mayor, pero me puse al corriente. He publicado más de 170 cuentinos o relatos propios, sacados todos de mi mollera. No soy escritor, ni están bien escritos, pero en ellos hay ideas y cariño. Otros 170 comentarios de palabras, en plan ganso (Hombre patoso, que presume de chistoso y agudo, sin serlo). He tratado que se conocieran otros pueblos, me he recreado con videos de mis tiempos (130). Y otras 250 publicaciones varias. En fin; he disfrutado y cogido rebotes. Espero continuar haciéndolo, pero poco a poco.

A los que me habéis leído; GRACIAS. Espero sigáis haciéndolo.

A los que me comentasteis; UN MILLÓN DE GRACIAS.

A los que nada dijisteis; ANIMAOS.

A los que hicieron posibles algunas entradas, merced a sus fotos o videos; MUCHAS GRACIAS.